jueves, 1 de octubre de 2009

La importancia de la electricidad


¿Se imaginan un mundo sin electricidad?
Sería un mundo en el que ya no podríamos ver televisión, no podríamos conservar los alimentos en un refrigerador, ni podríamos iluminar nuestras casas con sólo presionar un botón. No podríamos platicar por teléfono y ¡¡¡ No podríamos utilizar las computadoras!!!

En 1881 inició operaciones la primera central generadora de energía eléctrica de mundo, ubicada en Sussex, Inglaterra. Un año después se inauguró la primera central generadora de energía eléctrica en América, ubicada en Nueva York. En 1896, gracias al descubrimiento y desarrollo de la corriente alterna por parte de Nikola Tesla, se construye la primera central generadora de corriente alterna en las Cataratas de Niágara, en Canadá, que fue capaz de transportar electricidad hasta la ciudad de Búfalo, en Nueva York, a 32 Km de distancia.

En México, la industria eléctrica comienza a florecer desde 1885, de la mano de varias compañias extranjeras, sobre todo norteamericanas, que construyeron plantas generadoras de energía destinadas principalmente a dar servicio a la industria minera y al transporte. En 1937 se creó a la Comisión Federal de Electricidad (CFE) y a partir de entonces el gobierno mexicano toma el control de la producción de energía eléctrica. En 1952, la electricidad comienza a llegar a los hogares de las zonas rurales de México.

Y desde entonces ¡¡Nos hemos convertido en unos verdaderos adictos a la electricidad!!! La utilizamos prácticamente para todo. Nuestros abuelitos utilizaban lámparas de gas para alumbrarse, calentaban la comida quemando carbón, conservaban los alimentos con sal, se transportaban a pie, a caballo o en bicicleta. Pero las nuevas generaciones crecieron con la costumbre de presionar un botón para obtener todas las comodidades.

Al haberse convertido en algo tan rutinario, nos hemos olvidado de su importancia. A pesar de enseñarse en las escuelas primarias y secundarias, para mucha gente la electricidad sigue siendo un misterio, un fenómeno difícil de entender, dominado por unos cuantos especialistas y peligroso en esencia. Y aunque hasta cierto punto es verdad, también es verdad que realizar una instalación eléctrica, o realizar una reparación de dicha instalación, siguiendo los procedimientos establecidos por las normas y sobre todo, cumpliendo las recomendaciones de seguridad, es algo bastante fácil, seguro y una indudable fuente de satisfacción personal. Y ¿quién sabe? quizá estamos ante la posibilidad de iniciarnos en un oficio que nos permita generar ingresos.

En varios países, las personas que ejecutan las instalaciones eléctricas deben estar certificadas, pues es la única manera de garantizar que cumplan con las normas y especificaciones establecidas. En México, cualquiera puede ser electricista con sólo haberlo aprendido empíricamente, sin ninguna preparación formal. Lo anterior ha dado como consecuencia que muchos de los "expertos" que se suelen contratar para ejecutar las instalaciones eléctricas, lo hacen sin tomar en cuenta las normas, reglamentos y procedimientos correctos. Al final, las lámparas encienden, el televisor enciende, los ventiladores giran, y nos damos por satisfechos. Pero no solemos darnos cuenta al principio de todos los problemas que han quedado ocultos: fugas de energía en forma de calor en generado en las tuberías, caídas de voltaje, falta total de un buen sistema de puesta a tierra, etc. Vivimos pensando que todo esto es normal.

El propósito de estos escritos es llevar un poco de luz sobre estos temas, para que dejen de ser tan misteriosos para el ciudadano común, traduciendo a un lenguaje sencillo y comprensible los conceptos técnicos que se suelen manejar en electricidad. Le voy a dar mucha importancia a los reglamentos y especificaciones técnicas vigentes, sobre todo a la NOM-001-SEDE-2005, la cual es la Norma Oficial que rige las instalaciones eléctricas en México.

Espero que mis escritos sean de utilidad, sobre todo para las personas que en un momento dado quieran adentrarse al mundo de las instalaciones eléctricas y quizá, hasta los puedan tomar como material de consulta en caso de que decidan buscar la certificación en el noble oficio de electricista.

0 comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...